?>
Tu salud

Si no hay cucarachas, no hay alacranes

Estos insectos son el principal alimento de los arácnidos y los atraen. Medidas de prevención y consejos de seguridad. 

Tras dos casos de muerte en Córdoba, presuntamente por la picadura de alacranes, y la aparición de varios casos en otros puntos del país, especialistas subrayan que una de las principales medidas para prevenir la presencia de los arácnidos es combatir a las cucarachas, que les sirven de alimento y los atraen.

Carlos Damin, jefe de Toxicología del Hospital Fernández de Buenos Aires, afirmó que otro factor fundamental para combatir a esos insectos es la higiene. "La fumigación es relativamente efectiva, sobre todo para las cucarachas, pero la limpieza y la higiene son fundamentales para evitar accidentes", aseguró.

En épocas veraniegas, con mayor humedad, sumado al caudal de lluvias, los espacios donde viven los alacranes se inundan y esa es la causa de su aparición en la superficie, ya que suelen ingresar a través de rejillas, cañerías, cloacas, cables de luz y todo lo que conecta con el subsuelo.

Como pueden estar en cualquier lado, se recomienda sacudir bien las prendas de vestir, el calzado y la ropa de cama antes de irse a dormir.

Qué hacer ante un caso de picadura

Recurrir con inmediatez al centro más cercano.

Si es posible, llevar el insecto o una fotografía, para que los expertos puedan identificar con mayor velocidad de qué especie se trata.

Síntomas

Dolor fuerte en la zona de la picadura.

Sensación de que asciende por la piel.

Vómitos y sudoración.

Taquicardia y piel pálida.

Desde el Ministerio de Salud de la Nación, recomendaron entre otras cosas evitar caminar descalzo en zonas donde se conozca la presencia de alacranes y mantener un aseo cuidadoso y periódico de las viviendas y alrededores.

En lo que va de 2017 ya murieron dos niñas a raíz de una picadura de alacrán: Isabella Orellano, de cuatro años y oriunda de Villa María, e Isabella Sánchez Quevedo, de siete años, quien fue picada en Villa Carlos Paz.

En tanto, Tobías, de cinco años, todavía lucha por su vida después de haber sido picado la semana pasada por un alacrán en su casa del barrio porteño de Palermo Soho.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo