?>
Tu moto

Consejos de seguridad para que no te roben la moto

Algunas medidas de prevención permiten tener a resguardo tu máquina. Mirá cuáles son. 

Bloqueá la dirección. Hacélo siempre y que no se te olvide. Cuando bajes de la moto bloqueá la dirección antes de sacar la llave del contacto. Es fácil y rápido. Además, una manera de evitar que la moto se mueva o la empujen. 

Usá un sistema antirrobo. Un candado de disco, una cadena o un candado de horquilla se tarda sólo unos segundos en colocar y se lo pondrá mucho más difícil a quien se quiera llevar tu moto sin tu permiso. Buscá siempre un elemento fijo donde anclar tu moto con un candado o una cadena.

Estacioná en un sitio luminoso y transitado. Así, tu moto estará menos expuesta al robo que en un lugar oscuro y solitario. Cuantos más testigos pueda haber mejor, eso desanimará a un posible ladrón. Al dejar tu moto, fijate bien si estás siendo observado sospechosamente.

Utilizá una alarma sonora. Aunque no es un sistema antirrobo, ya que no evita que se la puedan llevar, una alarma sonora alertará si alguien está manipulando tu moto.

Nunca dejes la moto sola en una estación de servicio y con la llave puesta.

Si estás enseñando la moto a un posible comprador, no dejes que nunca la pruebe sin vos. 

Moto para trabajar

Un rodado pequeño es siempre la opción más económica, cómoda y práctica. Son fáciles de manejar, automáticos, de mantenimiento limitado y ofrecen buena capacidad de carga. Auténticas herramientas para el día a día.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo