?>
Tu economía

Textos escolares más caros: guía para comprar inteligentemente

Los libros escolares es el ítem de la canasta escolar en el que más dinero se desembolsa. Este año subieron un 30% y es un gasto inevitable. Mirá estos consejos para ahorrar.

Los precios de los textos escolares son altos. De toda la canasta escolar, es el producto que la hace más pesada. Pero en ningún lado está escrito que esta compra deba atentar contra el bolsillo de las familias cordobesas. Tu Día estuvo en las librerías de la zona de la Legislatura y recabó algunas estrategias para gastar menos.

Este año, los libros de primaria y secundaria vienen con un in­cremento que ronda el 30 por ciento, respecto de 2013. Para comprar un solo libro, hay que desembolsar más de 170 pesos. El año pasado, el mismo libro se conseguía a 130 pesos.

Más allá del gasto que hay que hacer todo los años, los libreros consultados coincidieron en que las editoriales, cada comienzo de ciclo, cambian algún contenido, formato o tapa de los textos e incluyen cuadernillos de actividades y fichas para recortar. Eso, explicaron, hace imposible la reventa del material al año siguiente.

Analía, empleada de una de las librerías visitadas, explicó que la mayoría compra libros nuevos. “Aunque el texto sea idéntico, pero la tapa tenga otro color, la gente se lleva el nuevo. Los usados cuestan entre un 50 y un 40% menos, pero los clientes no se quieren arriesgar”, detalló.

Marcelo, encargado de otro comercio, habló sobre las fichas que acompañan los textos. “Son similares a las carpetas, y el alumno trabaja directamente allí. Por lo que queda inutilizable al año siguiente”, dijo.

Para Jorge, otro librero, la clave está en la planificación familiar, en la organización de los gastos. “El ahorro ya no se hace comprando libros usados, sino en la reutilización y las compras comunitarias. Los libros son cada vez más avanzados, pierden vigencia año tras año, aunque el contenido para enseñar sea el mismo”, graficó.

Los textos escolares rara vez escapan a la suba de precios, y este año no será la excepción. Lo que los padres tienen que rescatar, aconsejaron los especialistas en la materia, es las diferentes alternativas que existen en el mercado de los libros. Y pensar, ante todo, que el gasto es totalmente justificado ya que se trata de la educación de los chicos.

Guía de compra

» Algunas librerías ofrecen importantes descuentos por compras al mayor. Si se juntan entre varios papás, se ahorrará.

» Comprar directamente en la editorial, entre varios padres, también saldrá unos pesos menos.

» Si el alumno tiene hermanos en grados inferiores, utilizar racionalmente las fichas y el texto para que pueda ser reutilizado por los que vienen.

» El libro usado es siempre una buena alternativa.

» Fotocopiar los libros es ilegal.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo