?>
Tu belleza

Brackets: la ortodoncia ya no es una cuestión de edad

La vergüenza y los prejuicios ya nada tienen que ver con la salud bucal. Ahora, existe una legión de +35 que no le teme a la ortodoncia. Los brackes ya son una moda que no tiene límites.

La ortodoncia ahora es a prueba de adultos. Sobrevivió años y años entre los menores de 15 años pero, en estos tiempos, está sumando cada vez más adeptos y de todas las edades. Impulsado por los avances médicos y las nuevas tecnologías, este tipo de tratamiento derribó todo los límites.

Los brackets, hace no más dos décadas atrás, eran la peor pesadilla de cualquier preadolescente: vergüenza, prejuicios y hasta motivo de burlas. Un panorama poco alentador y un costo demasiado caro para tener una correcta salud bucal. En cambio hoy, para los mayores de 35 años, sonreír con una dentadura metalizada no avergüenza.

Cada vez son más los jóvenes +35, incluso adultos que están cerca de los 50 años, que se animan a usarlos. Lejos de padecerlos, aseguran que los aparatos trasmiten una buena imagen.

La ortodoncia es la especialidad dental que se encarga de corregir la posición defectuosa de los dientes y las anomalías de sus correspondientes huesos.

Consultada por Tu Día, Valeria Schonfeld, odontóloga especialista en ortodoncia e implantología, confirmó la tendencia y explicó que el miedo al dentista y a los procedimientos de salud bucal quedaron en el pasado.

“Por lo general, la colocación de brackets es una propuesta que nace del odontólogo a pacientes que de chicos no se los pusieron. Sin embargo, los aparatos ya se convirtieron en una moda. Pero hay que destacar que el tratamiento cambió mucho y se modernizó”, aseguró la profesional.

En la misma línea, Susana Boldo, técnica en prótesis dental, aclaró que los conceptos de estética e imagen personal fueron cambiando. “Ahora la gente quiere estar mejor, se preocupa más por lo que proyecta y no ve su edad como un límite para poder mejorar”, agregó.

En ese sentido, las especialistas manifestaron que en la actualidad es más fácil someterse a este tipo de tratamientos, no por barato sino por accesible.

Schonfeld detalló que un tratamiento completo de ortodoncia cuesta entre 13 y 16 mil pesos y se financia. Todo el proceso dura unos dos años, aproximadamente, y se emplean técnicas nuevas, en 3D. También aclaró que existen varias modalidades de tratamiento, según el problema a corregir y la edad del paciente.

Como son muy pocas las obras sociales que cubren este tipo de tratamiento, el furor por la ortodoncia ya llegó a los sitios de compras y de cupones de descuento. Allí ofrecen descuentos y promociones que logran captar el interés de muchos cordobeses.

Carlos tiene 35 años y hace varios meses culminó su tratamiento. “Estuve dos años con brackets fijos. Me tuvieron que sacar cuatro muelas al principio. Hice la facultad con los aparatos. No me sentí nunca inhibido porque sabía que el resultado iba a ser una dentadura perfecta y una mordida alineada”, relató.

Adriana ya pasó los 45 años y ahora está con los aparatos removibles, después de dos años con los fijos. “Trabajo en un comercio y no siento vergüenza. Sé que esta decisión es por mi salud y nunca dudé en someterme a este tratamiento. Como yo, hay muchas personas grandes que tienen brackets. En el cole de mis hijos ya vi como 10 en mi misma situación”, contó.

La nueva ortodoncia nada tiene que ver con la de décadas pasadas. La forma de corregir la dentadura ahora no interfiere en la vida laboral ni social de las personas porque se volvió más novedosa, indolora y menos invasiva. A decir verdad, es casi como un accesorio que permite “chapear” la moda.

Cuidados para tu boca

» Los defectos en la posición de la dentadura pueden comenzar a manifestarse a temprana edad.

» Durante la niñez y la adolescencia, de los 6 a los 14 años, es cuando la mayoría de los pacientes reciben el tratamiento de ortodoncia.

» El tratamiento de pacientes adultos es necesario para corregir el progresivo deterioro de la dentadura y alargar su existencia.

» El paciente tiene derecho a una completa información sobre el problema que padece, sus características individuales, el tratamiento elegido y el resultado final. Tiene que estar al tanto de la duración aproximada del tratamiento, su costo total y la manera de hacerlo efectivo.

  • 15 mil

Es costoso si se tiene en cuenta la severidad del problema, la atención profesional continua, la cantidad y calidad de los aparatos y su prolongada duración. El costo final varía en cada caso. Para hacerlo más accesible, se abona de forma periódica a lo largo del periodo que dura el tratamiento.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo