¡Rompé el sábado con Lomitos caseros!

    Mortalazo. No hay con qué darle. Es otro de los grandes inventos cordobeses y es, por excelencia, junto al chori nuestra comida chatarra favorita. Con mucha mayonesa, ¡bate que bate!