Justiciero: de ser abusado, a un refugio

    El dogo de burdeos era utilizado para satisfacer sexualmente a un hombre que, además, se filmaba y ofrecía shows zoofílicos. La Justicia investiga si hubo maltrato y crueldad.