?>
Policiales

"Nombrar a Messi me salvó la vida", dijo el argentino secuestrado en Nigeria

Santiago López Menéndez (28) estuvo unos días cautivo en Nigeria. Sus secuestradores, que no sabían inglés, creían que era yanki y lo trataban con violencia. "¡Messi, Messi!", les gritó él, y los captores entendieron que era argentino y se calmaron. Increíble historia. 

Mientras se recupera de la pesadilla, el ingeniero agrónomo Santiago López Menéndez (28) despertó este domingo y le dijo a su hermano: "Messi me salvó".

El jugador más importante del planeta es clave en esta historia: López Menéndez estuvo dos días cautivo a manos de secuestradores armados que se lo llevaron de un campo en Nigeria. Lo liberaron tras el pago de un rescate, y desde entonces el agrónomo se recupera en la Embajada Argentina en Nigeria, con ansias de regresar a nuestro país.

Durante el lapso que estuvo secuestrado, sus captores, que no entendían inglés, lo trataban con violencia. Creían que era un empresario norteamericano y lo golpeaban cada vez que él intentaba comunicarse. Fue entonces que López Menéndez tuvo una idea salvadora: les gritó "¡Messi, Messi, Messi!", y los captores rápidamente lo asociaron con el astro argentino y entendieron que la víctima que tenían en sus manos no era yanki, sino de Sudamérica.

Fue así que se calmaron y dejaron de maltratarlo, según contó el hermano del agrónomo, Jorge, al diario Clarín.

"Deciles que le agradezcan a Messi, que nombrarlo fue lo que me salvó", mandó a decir Santiago, vía su hermano, al matutino porteño. 

López Menéndez trabaja desde hace un año como ingeniero agrónomo en un campo en Nigeria. Fue liberado tras el pago de un rescate que costeó la empresa para la que trabaja. 

Sumate a la conversación
Seguí leyendo