?>
Policiales

Chocó, caminó 3 km con su hijo en brazos, pero no pudo salvarle la vida

Luego de un accidente en una ruta desolada y sin señal de celular en San Luis, lo cargó hasta el poblado más cercano. 

El miércoles pasado, Domingo Fernández iba por la ruta provincial 3 (en San Luis) con Darian, su hijo de tres años. Eran las 5 de la tarde y viajaban en una Ford EcoSport.

A tres kilómetros de Varela, el conductor perdió el control del vehículo y sufrió un tremendo accidente que dejó a Fernández con heridas menores y al pequeño, inconsciente.

“Sin testigos a los que pedirles ayuda, ni señal de celular para llamar a los servicios de emergencias, el padre tomó a su hijo y recorrió lo más rápido que pudo la distancia que lo separaba de Varela”, publicó El Diario de la República. “Una ambulancia acudió a buscarlos y los trasladó de urgencia al centro médico de Zanjitas, pero el pequeño no resistió y murió antes de llegar”, agregó.

Tremenda historia

Domingo, un empleado de correo de 41 años, iba desde la localidad de Juana Koslay a encontrarse con su esposa, una empleada de Senasa que presta servicio en Unión. 

Hasta este viernes, la Policía no había podido tomarle una declaración a Domingo “porque su estado emocional no lo permite”, explica el medio puntano. No obstante, el hombre alcanzó a comentarles parte de lo que ocurrió cuando acudieron a auxiliarlo.

Según la Policía, ocurrió “en una recta con buena visibilidad y con la ruta en buenas condiciones”. Fernández admitió que la camioneta se le fue de control cuando “cabeceó” de sueño. “El vehículo circulaba al sur por el carril oeste, pero por lo que dijo el conductor, se durmió, cruzó el carril contrario y comenzó a dar tumbos en la banquina este hasta quedar de lado, a varios metros de la ruta”, explicó uno de los efectivos.

El chico iba en el asiento trasero, amarrado a una silla para niños, pero los cuatro o cinco tumbos que dio la EcoSport blanca hizo que saliera del auto. Fernández buscó a su hijo entre las malezas y caminó hasta Varela.

Desde allí, una ambulancia llevó al nene hasta Zanjitas, a 35 kilómetros de Varela, pero Darian llegó sin signos vitales y los médicos no pudieron reanimarlo. La autopsia determinó que el niño murió a causa de un traumatismo grave de columna, cervicales y médula espinal.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo