?>
Mundo

Inglaterra: matrimonio se tira al vacío con su hijo muerto

Desolados porque el pequeño falleció de meningitis, adoptaron esta desgarradora decisión. Se tiraron con dos mochilas, una con el cuerpo del niño y la otra con juguetes.

Un matrimonio se arrojó el pasado domingo al vacío en unos acantilados del sureste de Inglaterra junto al cadáver de su hijo de 5 años, que había fallecido días antes a causa de una meningitis, según confirmó hoy la Policía de ese lugar.

La trágica historia de Sam Puttick y de sus padres, Neil y Kazumi, se remonta a la semana pasada cuando los médicos que le atendían en un hospital constataron que no podían hacer nada por salvarle y le enviaron a morir a casa junto con sus progenitores.

Sam, que era tetrapléjico desde que tenía un año a causa de un accidente de tráfico, murió el viernes, día en el que comenzó un largo viaje de sus padres, que recorrieron en coche 200 kilómetros hasta llegar el lunes a los acantilados de Beachy Head.

En un lugar elegido con frecuencia por los suicidas, Neil, de 34 años, y Kazumi, de 44, se arrojaron al vacío junto a dos mochilas, una con el cuerpo de su hijo y otra con sus juguetes.

En declaraciones a la BBC, Sue Capon, amiga de la familia, manifestó que el matrimonio se dedicaba en cuerpo y alma a su hijo desde que sufrió el accidente de coche en el año 2005.

"Sam era adorable, una delicia y me siento privilegiada por haber estado cerca de él durante su corta vida. Nunca se quejaba, siempre estaba feliz y sonriente", manifestó Capon.

Sam necesitaba atención las 24 horas del día para poder respirar y los padres crearon una página web stuff4sam (cosas para Sam) con el objetivo de recaudar fondos para financiar su cuidado.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo