?>
Deportes

Talleres se despabiló y le ganó a Defensa y Justicia

Se recompuso tras un mal arranque y derrotó a Defensa y Justicia. Su primera victoria de local. Goles de Menéndez y Palacios, las figuras de la noche.

Talleres y su primer triunfo como local, para la segunda victoria consecutiva en Primera.

Fue 2-0 contra Defensa y Justicia, con goles de Jonathan Menéndez y Sebastián Palacios y después de pasarla mal en la primera media hora, en la que la visita fue muy superior.

En la segunda mitad los de Kudelka se afirmaron, con los autores de los goles como figura, más Emanuel Reynoso, Guido Herrera y varios puntos altos más.

El dinámico Defensa y Justicia ahogó a la T con la presión y en los primeros 20 minutos rondó el gol.

A los 8 encaró Pochettino aprovechando las flaquezas de la última línea y tapó Herrera.

A los 20 le anularon mal un gol al Halcón por posición adelantada tras un rechazo exigido del arquero de la T.

Y a la siguiente jugada, tras otro error de la defensa perdiendo pelotas, desborde por derecha y Jonás Gutiérrez que sacó un balazo, casi un penal a la carrera, y la pelota se besando el poste.

 

 

Talleres, desconcertado, no podía contener al rival. No aparecía Bebelo Reynoso para construir y los puntas quedaban aislados.

Recién a los 27 le quedó una por arriba al chileno Muñoz, quien intentó definir por arriba de de Rossi y el arquero adivinó. 

 


Y un minuto después encaró Palacios y terminó haciendo una de más. Pero en ese par de ataques y con el repunte de Bebelo, Talleres equilibró las acciones. 

La segunda parte cambió de manos, y a los 41 se filtró Menéndez al área, tras una falla de Tapia en la salida, para definir de derecha abajo y junto al palo.

 

 

De esta forma, Talleres se recomponía tras su flojo comienzo y se iba al descanso arriba en el marcador, y con premio excesivo.

Pero en el arranque de la segunda mitad, otra vez estuvo cerca la T, con una bomba de Reynoso apenas deviada. El enganche ya era de lo mejor de la noche.

Claro que en la siguiente el que se lo perdió fue Defensa, en un corner y con Tapia de frente al arco, tirando la pelota afuera.

 

El partido no daba tregua, porque por ritmo y concepción, ninguno de los dos equipos la pedía.

Por eso a los 7 escapó Menéndez, con Barboza habilitando a todos, centró gol y Palacios, el otro rápidito del ataque albiazul, puso el 2-0.

 

Ahora sí, el equipo de Kudelka comenzaba a adueñarse del trámite del partido, con la tranquilidad en el marcador.

Es que el Halcón acusó el golpe, perdió fluidez y prestancia, mientras que a la par crecía el trabajo del tandem Guiñazú-Gil y la mesa quedaba servida para Bebelo y los rapiditos de la ofensiva.

Por las dudas, Kudelka reforzó el vallado del medio con Fernando Godoy por Reynoso, ovacionado.

Defensa parcía entregado, y sin embargo a los 35 escapó Pochettino por derecha, nadie lo frenó y su disparó cruazado no pudo ser tomado de lleno por Kaprof, quien se comió el gol casi abajo del arco, estrellando la pelota en el horizontal.

 

Una salvada de Talleres similar a la de San Juan.

Y otro triunfo, como ante San Martín, para crecer en la cancha y en las tablas.

Triunfazo albiazul y felicidad para su gente, que le puso un gran marco al Kempes.

Formaciones

Talleres: Guido Herrera; Leonardo Godoy, Juan Cruz Komar, Javier Gandolfi e Ian Escobar; Leonardo Gil, Pablo Guiñazu y Emanuel Reynoso; Sebastian Palacios, Jonathan Menéndez y Carlos Muñoz. DT: Frank Darío Kudelka.

Defensa y Justicia: Agustín Rossi; Ignacio Rivero, Rodrigo Tapia, Alex Barboza y Elías Gómez; Mariano Bareiro, Gonzalo Castellani y Jonás Gutiérrez; Tomás Pochettino, Agustín Bouzat; Andrés Ríos. DT: Ariel Holan.

Goles: PT, 41m Jonathan Menéndez (T). ST, 7m Sebastián Palacios (T).

Cambios: ST, 12m Fernando Elizari por Castellani (DyJ), 17m Juan Kaprof por Bouzat (DyJ), 25m Fernando Godoy por Reynoso (T), 26m Sergio González por Bareiro (DyJ), 32m Juan Ramírez por Palacios (T), 38m Daniel Ludueña por Menéndez (T).

Amonestados: Komar, Escobar (T); Rivero, Bareiro (DyJ).

Árbitro: Pedro Argañaraz.

Estadio: Mario Kempes.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo