?>
Deportes

Mundial Brasil 2014: la pelota Brazuca, con diseño exclusivo para la final

La Brazuca Final Río es la pelota especial que sólo se utilizará para el choque por la Copa, en la final del 13 de julio.

Sólo los jugadores de dos seleccionados serán los privilegiados en usar la Brazuca Final Río, y todos esperamos que uno de esos combinados sea el nuestro, capitaneado por Lionel Messi. Es que Adidas tuneó especialmente la pelota oficial para la final del 13 de julio en el Maracaná de Río de Janeiro. Este balón, que se diferencia del que se está utilizando desde el inicio de la Copa, fue estilizado para el partido más importante que se jugará en el Planeta Fútbol hasta el Mundial de 2018.

La Brazuca Final Río tiene dibujos semejantes a los del Brazuca, pero en el lugar de líneas de cuatro colores (negro, verde, azul y anaranjado), tiene líneas tricolores, ya que el azul y el naranja fueron sustituidos. En este ejemplar predominan el verde y el dorado, todo inspirado en el bello trofeo de la Copa Mundial de la Fifa. En peso (437 gramos) y dimensiones (69 centímetros de circunferencia), obvio, nada cambia.

Una joyita. Para evitar que suceda lo mismo que en Sudáfrica 2010, donde la Jabulani recibió una goleada de críticas, Adidas invirtió más de un millón de euros para desarrollarla y luego la hizo testear por 600 jugadores.

La tecnología incorporada en la cámara y la cubierta de la Brazuca y de la Brazuca Final Río es idéntica a la del Tango 12 (Eurocopa 2012) y al Cafusa (Copa Fifa Confederaciones 2013). Además, tiene una novedad estructural con una simetría única de seis paneles idénticos sobre una superficie diferente que proporciona, según el fabricante, “mejor agarre, toque, estabilidad y aerodinámica sobre el césped”.

Tanto la Brazuca como la Brazuca Río Final están compuestas de cuatro capas: la primera es una cámara de caucho (una especie de hule sintético). Por encima de eso hay un forro de refuerzo (conformado por adhesivos), que ayuda a la pelota a no deformarse. La tercera capa es una espuma de poliuretano que ayuda a distribuir y amortiguar la fuerza de las patadas. Por último, la capa exterior, la que vemos, está compuesta de seis superficies planas que se unen como piezas de un rompecabezas.

Se consigue en Córdoba. Quien quiera patear una Brazuca oficial puede hacerlo a cambio de unos 900 pesos, el precio a la que se la vende en los locales Adidas de nuestra ciudad. Hablamos siempre de la misma que están utilizando los mejores del mundo en Brasil, la oficial. La Brazuca Final Río se la consigue en Mercado Libre por 1.300 pesos.

Igual hay una versión más económica tanto en las casas de deportes como en la web, similar estéticamente, pero sin la tecnología de la oficial, por 300 pesos.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo