?>
Córdoba

Empresas de transporte piden un aumento del boleto

Las prestatarias del servicio urbano de pasajeros le solicitaron al municipio que realice un nuevo estudio de costos del sistema. Para las transportistas, cada viaje debería costar más de $ 12.

Una eventual nueva suba del boleto urbano está frenada, por ahora, gracias a los subsidios que aporta la Municipalidad de Córdoba, junto a los fondos que aporta la Nación. Sin embargo, este “congelamiento” en la tarifa estaría llegando a su fin: los empresarios del transporte insistieron la semana pasada ante la comuna cordobesa en el pedido de una actualización tarifaria para antes de que termine este mismo año. A través de una nota, solicitaron que con carácter de “urgencia” se reúnan los equipos técnicos para realizar nuevos estudios de costos sobre el sistema.

Con el boleto actual a 9,15 pesos, las tres empresas que operan el servicio –Autobuses Santa Fe, Ersa y Coniferal– sostienen que no es viable la prestación. En el más conservador de los cálculos, y con estudios de variables atrasados, hablan de un valor de 12,53 pesos por viaje, “como mínimo”.

Entre los empresarios reina hoy un cerrado hermetismo, ya que se encuentran en tratativas con los funcionarios del área de Transporte municipal. El boleto se sostuvo a 8,35 pesos, primero, y en 9,15 después a fuerza de subsidios. Aunque la ayuda para el bolsillo de los usuarios podría llegar a su fin si se cumple el compromiso del intendente Ramón Mestre de sostenerlos por espacio de apenas cuatro meses más.

Por esta razón, la Federación de Empresarios del Transporte Automotor (Fetap) presentó una nota al municipio para que, con carácter de “urgencia”, se conformen los equipos técnicos para analizar las nuevas variables de costos que soporta el sistema. Incluso, la semana pasada trabajaron en conjunto los contadores de las tres empresas para empezar a definir números, y se espera que mañana o el miércoles ya tengan los primeros costos estimados del valor del boleto. Nada por debajo de 12 pesos.

La respuesta oficial que recibieron los empresarios inicialmente, fue que hasta noviembre no se negociaba una nueva tarifa. De allí, que las transportistas volvieron a rehacer sus números. Las empresas que hablaron con Día a Día destacaron el aumento constante en los insumos, y que en diciembre deberán afrontar otra suba salarial acordada con los choferes, además del pago del aguinaldo.

“Hemos pedido desde la Fetap que de urgencia se conformen los equipos técnicos, y también se lo hicimos saber a los funcionarios de Transporte. La mayoría de los costos que tenemos son en dólares y hemos afrontado la devaluación, y el aumento de sueldos. Y ahora tenemos otra suba en diciembre”, sintetizó un transportista.

“El cálculo del valor del boleto fue variando por el aumento de los costos, y el pedido es de las tres empresas”, agregó otro de los responsables de las firmas que prestan el servicio urbano.

¿Con o sin subsidio?

Los empresarios aclararon que ya a mediados de junio habían pedido una suba a 12,50 pesos, pero que el municipio resolvió quitarles a los usuarios el subsidio del 10 por ciento y llevar la tarifa de 8,35 pesos a 9,15, y así trasladar esas partidas a las transportistas, en un intento por dar una respuesta al reclamo.

Sin embargo, esta vez dijeron que desconocen si el Gobierno de Mestre está en condiciones de seguir aportando subsidios.

Ese atajo de julio se volvió en un nuevo problema para el municipio. Es que el auxilio financiero al que hacen referencia los empresarios sólo estaba contemplado para junio, julio, agosto, septiembre y octubre, con un monto estimado de 25 millones de pesos por mes. De ahí que buscarán por estas horas definiciones por parte de la administración municipal.

“Seguramente, en el llamado a sesiones extraordinarias que Mestre realizará al Concejo Deliberante hasta enero, estará incluido el aumento del boleto. Nosotros esperamos que sea antes”, resumieron, en un intento por apurar todo lo posible los tiempos.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo