?>
Córdoba

El temporal dejó un desaparecido

Otra vez las Sierras Chicas fueron epicentro de inundaciones. Un joven de 21 años fue arrastrado por las aguas, y no aparece.

Un joven de 21 años está desaparecido desde la madrugada del domingo, y es intensamente buscado por la Policía, con el temor de que haya sido arrastrado por la correntada en la madrugada, en la zona de Unquillo, a raíz del fuerte temporal que sacudió a la zona.

El joven, de nombre Darío Lezcano, regresaba a su hogar en moto con un amigo cuando intentó cruzar el vado del arroyo de Unquillo, cerca de las 2.30 de la madrugada. Los vecinos lograron rescatar a su amigo, pero a Darío no pudo ser socorrido.

En esa ocasión, habría sido arrastrado por la creciente, por lo que anoche era intensamente buscado. Diego Concha, director de Defensa Civil de la Provincia, confirmó que existe un operativo de búsqueda. A su vez, afirmó que la Policía halló un cuerpo de sexo masculino de entre 15 y 20 años, con el torso desnudo y sin documentación ni celular, en la zona del Estadio Mario Alberto Kempes, aunque hasta anoche no era posible relacionar ambos episodios.

Los familiares de Darío ya radicaron la denuncia.

No de nuevo

En Unquillo, el problema fue el agua caída por las lluvias, más que el crecimiento de los ríos. El intendente Jorge Fabrissín informó que ya no existen evacuados. Lo que sí quedó fue un cúmulo de barro sobre las avenidas principales. Los barrios más afectados fueron San José y Gobernador Pizarro. Muchas construcciones quedaron inundadas. La lluvia registró 120 milímetros, desde la medianoche del domingo hasta la mañana de ayer. El comité de crisis comenzó a trabajar esa misma madrugada. 

“El pueblo se encuentra sucio, debido a la forma en que creció demográficamente. Toda la tierra y el cúmulo de ramas se encuentra en la avenida principal. Hay 40 centímetros de barro sobre esa arteria de la ciudad”, indicó Fabrissín. 

Una familia de Villa Allende permanecía anoche evacuada. Se trata de los habitantes de una vivienda que sufrió roturas por la caída de un árbol, indicaron desde Desarrollo Social. En el sur de la provincia, otras dos personas también estaban evacuadas en Isla Verde, donde cayeron 200 milímetros. 

En Villa Allende se interrumpió el servicio de agua corriente, por la rotura del acueducto proveniente de La Calera. Al cierre de esta edición, había vuelto el suministro. Pero en Saldán persistía el inconveniente. Los vecinos seguirán hoy sin servicio. Serán asistidos con camiones de agua y bidones. 

En tanto, el intendente de Mendiolaza Daniel Salibi indicó que los 20 evacuados de esa localidad ya regresaron a sus viviendas. Eran pobladores de los barrios Los Cigarrales y El Perchel. En Río Ceballos regresaron las cinco familias que se habían autoevacuado por prevención.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo