?>
Temas

Todo por un sueño

E n la concentración uruguaya, todavía se está festejando la clasificación a semifinales del Mundial. Y no es para menos. Porque nadie tenía en cuenta a esta selección antes del comienzo de Sudáfrica 2010. El que mejor resumió el sentimiento de toda Uruguay volvió a ser Washington Sebastián Abreu. "Como dicen en mi pueblo, con orgullo: ya que estamos en el baile, hay que seguir bailando", tiró el Loco después del entrenamiento de ayer.

Más serio y quizá preocupado por una lesión en su rodilla derecha que pone en duda su participación en la semifinal ante Holanda, Diego Lugano, el capitán uruguayo, no quiere perderse este histórico partido: "Tengo que ser honesto en esto. Ante un compromiso como el que tenemos, tengo que llegar al ciento por ciento de mis condiciones". El mismo capitán celeste, a pesar de su chance de no jugar mañana, analiza al rival: "Es un equipo dinámico, con varios jugadores de clase que te pueden hacer daño. Nosotros también tenemos nuestro fútbol y las ganas de seguir hasta el final".

Luego de la práctica a puertas cerradas que se realizó ayer en Johannesburgo se confirmó que, si Lugano no se recupera, su lugar en la defensa lo ocupará Martín Cáceres, el defensor de la Juventus de Italia.

EL GRINGO JEFE. Emulando a Obdulio Varela, el gran capitán uruguayo en el Mundial del ‘50, en Brasil famoso por sus arengas antes de la final, Lugano lanzó una frase que puede compararse con aquellas de hace 60 años: "En Uruguay para hacer historia hay que ser campeón del mundo. Quedan dos finales, es tan difícil como posible".

El que apela al buen clima interno del plantel dirigido por Oscar Tabarez, es Diego Pérez. "A nivel grupal, sirve mucho para avanzar cuando uno comete errores y sabe asimilarlos. Esta selección cambió en la Copa del Mundo. No sentimos presión sino orgullo de estar en una semifinal de un Mundial", afirmó el volante.

YA VIAJÓ. La selección uruguaya viajó a Ciudad del Cabo para esperar el partido de mañana, a las 15.30, ante Holanda por las semifinales del Mundial en el estadio Green Point. El Maestro Tabarez deberá definir el reemplazante de los suspendidos Luis Suárez y Jorge Fucile. El técnico recién confirmará hoy a los titulares.

Temas
Sumate a la conversación
Seguí leyendo