?>
Día Mundial

Sudáfrica 2010: Cabeza de grupo

Ayer, la Selección vivió otro día bien Maradona. El DT confirmó a Tevez en el 11, recibió la visita de Ruggeri y, de pasó, charló largo y tendido con Messi. “Es el conductor de este Rolls Royce”, dijo.

T odo parece estudiado. Cada día tiene una sorpresa en el calendario mundial de Diego Maradona. Cada día es distinto al anterior. Cada hora se vive como mil horas. Y ayer, a un pasito del debut de mañana, a las 11, ante Nigeria, la jornada no pudo ser menos picante que las demás. Al contrario: pasó de todo. Estuvo Oscar Ruggeri, Maradona confirmó el 11 titular y, de yapa, el DT tiró una de esas frases que son una patente: “Tenemos un  Rolls Royce y Messi es el conductor”. ¿Qué tal?

Confirmadazo, Apache. Lo fue convenciendo poco a poco. En cada entrenamiento. Y, ayer, Carlos Tevez tuvo su premio a tanto esfuerzo. Maradona lo confirmó como titular para el debut en el Grupo B. El DT dijo que “Carlitos no podía quedarse fuera del equipo porque es el ídolo del pueblo”. “Para el pueblo es Carlitos, y después venimos Messi y yo”, sostuvo Diego.

Maradona dijo que se dio cuenta que Tevez “no puede estar fuera de este equipo” porque, dijo, hizo lo que pocos pueden que es triunfar en Inglaterra: “Es un jugador que a mí me pone la piel de gallina”, graficó.

El técnico destacó en todo momento la unión del plantel y, dentro del mismo, puntualizó que “Mascherano y Verón le sacan una luz a todos, táctica, física y mentalmente”, y sobre el capitán de la Selección agregó: “Mi sueño es ver a Masche levantado la Copa del Mundo”.

Además, Diego se trasladó hasta el final del certamen al manifestar: “Si gano el Mundial será más que el del ‘86 porque eso ya pasó y esto es nuevo. Todo lo nuevo te deslumbra, tengo un material exquisito, asi que todo lo que se lleve esta Selección será obra de los muchachos, mientras que yo lo disfrutaré con mi familia”, aseguró.

Además, el conductor del plantel nacional trajo tranquilidad sobre el estado de forma de Lionel Messi. En las últimas horas, los rumores decían que padecía una fuerte contractura, algo que fue desestimado por Diego. “Lío hizo unos entrenamientos impresionantes, sin problemas. Está feliz y creo que el que va a ser el más grande de todos los tiempos tiene un sabio al lado”, dijo respecto a los trascendidos sobre el estado físico del rosarino y de la relación que tiene con él.

Finalmente, en diálogo con TyC Sports, envió su mensaje a los hinchas: “Quiero decirle a la gente que tenemos un equipo que va a dejar la piel, que va a jugar al fútbol y que no nos vamos a traicionar tirando pelotazos. Este equipo sabe jugar y tener la pelota: vamos a respetar la camiseta”.

Hola, cabezón. En el último entrenamiento a puertas abiertas antes del debut con Nigeria, la novedad pasó por un tema extrafutbolístico. ¿Cuál fue? La visita de Oscar Ruggeri, quien no había sido aceptado en el cuerpo técnico por decisión Julio Grondona. El ex defensor y campeón del Mundo en 1986 adelantó en Buenos Aires que iría a ver a Diego al búnker y a los muchachos. Es más, fiel a su estilo, había dicho que el único que podía impedirle el ingreso era el técnico, algo que no ocurrió. El Cabezón se mostró  al borde del campo junto a Maradona y a sus colaboradores en lo que se puede tomar como un desafío al mandamás de la AFA.

Así, se fue otro día más en el calendario mundial de Maradona. Faltan apenas horas para que lleguen los más importantes.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo