?>
Policiales

Preso se fugó pero luego se arrepintió

Un interno de la Penitenciaría San Martín, que gozaba de la posibilidad de salir de la cárcel para visitar sus familiares en la ciudad de Marcos Juárez, se fugó en la Terminal de Ómnibus y luego se entregó.

Un interno de la Penitenciaría San Martín, que gozaba de la posibilidad de salir de la cárcel para visitar sus familiares en la ciudad de Marcos Juárez, se fugó ayer en la Terminal de Ómnibus cuando volvía de realizar el viaje acompañado por un efectivo carcelario. Luego, el preso prófugo puso en la balanza que solamente le faltaba un año y medio para finalizar el cumplimiento de su condena y, por lo tanto, desistió de continuar escapando. El hombre se presentó, finalmente, en Tribunales para entregarse nuevamente a la Justicia a cumplir con su condena penal.

Este hecho transcurrió durante el sábado pasado, cuando el interno se trasladó hacia la ciudad de Marco Juárez, ubicada a 256 kilómetros de Córdoba en el sudeste provincial, con la compañía de un integrante del servicio penitenciario. "Cuando volvían, llegaron a la Terminal y el interno salió corriendo", señaló José María Bouvier, titular del Servicio Penitenciario de Córdoba, a Mitre 810.

"Le falta un año y medio al interno para irse en libertad", agregó Bouvier.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo