?>
Córdoba

No pasaron 125 pasados de copas

La Caminera demoró esa cantidad de vehículos en controles de alcoholemia durante Año Nuevo.

En un intenso operativo que incluyó 300 efectivos y 116 unidades móviles, la Policía Caminera detectó a 125 automovilistas alcoholizados en distintas rutas de la provincia, controles que se extendieron durante toda la noche del 31 de diciembre y hasta las 18 de ayer.

Los excedidos a la hora del brindis debieron permanecer al costado de la calzada hasta recuperarse, o bien ceder el vehículo a un acompañante sin alcohol en la sangre, con licencia y siempre con el consentimiento del conductor.

Cabe destacar que por dicha infracción la multa oscila los 500 pesos y 10 puntos menos en el carné de conductor (desde ayer hubo apercibimientos y en marzo comienza la quita efectiva). En ninguno de los casos hubo arrestos, porque según destacó el comisario mayor Carlos Colino, jefe de esa dependencia, “la Caminera ya está incorporada al tejido social”. 

En ese sentido, comentó que el único arresto de la jornada se originó por un intento de soborno, con 50 pesos, de parte de un conductor que llevaba las luces bajas sin encender. Cabe recordar que en caso de efectuarse una detención el vehículo es trasladado a la comisaría más cercana de la zona.

Más tránsito. Colino resaltó también que no se produjeron accidentes fatales en las rutas controladas por la Policía Caminera, ni durante la Navidad, ni en los festejos por el Año Nuevo, más allá de que entre el jueves y ayer el caudal vehicular fue mucho mayor, teniendo en cuenta el incremento del flujo turístico, sobretodo en la autopista Córdoba-Carlos Paz.

“Nuestra provincia cuenta con un control distinto al del resto del país, volviendo a las rutas cordobesas más seguras, con un 31 por cierto menos de mortalidad vial durante 2009 en las zonas donde prestamos servicio”, añadió el jefe policial. A modo de comparación, en Capital Federal se realizaron 484 controles de alcoholemia durante las primeras horas de 2010, encontrando 21 casos en los que el conductor superaba el límite permitido de alcohol en la sangre (0,4 gramos por litro de sangre).

Colino dijo que en los feriados por las dos fiestas de fin de año trabajaron 1.100 efectivos en las rutas.

Hubo 13 heridos por uso de pirotecnia en Córdoba
En medio del brindis y los festejos por el Año Nuevo, el Instituto del Quemado debió atender a 13 personas con lesiones y quemaduras, a causa del uso de pirotecnia.

Según confirmó el doctor Ricardo Plensa, entre los casos más graves registrados entre la noche del 31 de diciembre y la madrugada de ayer, una persona presentó una quemadura en la pierna producto de la explosión de una bomba de estruendo y otra una herida en el ojo, por lo que fue derivada a un centro oftalmológico.

El resto acudió por quemaduras y lesiones en piernas y manos, habituales en los festejos de esta época. Durante el transcurso de la jornada hubo tres casos más, pero por accidentes sin gravedad.

La cantidad de heridos es similar a la de años anteriores, ya que el 1º de enero de 2009 fueron 12 las personas que acudieron al instituto para ser asistidas. “En todo diciembre atendimos 42 personas con lesiones por la manipulación de pirotecnia, un número menor al de otros años”, precisó Plensa.

Unas 300 personas sufrieron heridas por mal uso de pirotecnia en todo el país y un número mayor por accidentes de tránsito y riñas durante los festejos, una cifra que tiende a disminuir, pero que en Tucumán casi triplicó a la de Navidad.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo