?>
Policiales

Incendio consumió una colchonería

Se trata de Centro Poliester, firma ubicada en avenida Bulnes al 2.100. Hubo quejas de vecinos por el accionar de los bomberos contra el fuego.

“Se ha actuado de manera correcta, tardamos poco más de 12 minutos en llegar y las tareas de enfriamiento y combate fueron las correctas que se utilizan en este tipo de casos”. Las declaraciones pertenecen el jefe de Bomberos de la Policía, Gustavo Folli, quien tuvo que salir a poner la cara por sus subordinados luego de las críticas que surgieron entre los vecinos de la fábrica de colchones Centro Poliéster, ubicada en avenida Bulnes al 2.170, luego de que un incendio afectara de manera total el local y amenazara con extenderse hacia casas y otros negocios.

Los vecinos protestaron por la supuesta demora en la llegada de las autobombas y el retraso en el combate contra el fuego en el negocio, algo que no fue corroborado por el dueño del local quien hasta se mostró “agradecido por el apoyo de los bomberos”. Tanto él, como él Folli coincidieron en señalar que las pérdidas son totales en el negocio. “Todavía es prematuro para hablar de posibles causas”, dijo anoche el jefe de los bomberos.

Por fortuna, sólo hubo cuantiosos daños materiales en telas, colchones y otro tipo de mercaderías, pero no sucedió nada con las personas, sólo algunas que debieron ser asistidas por principio de asfixia, incluidos varios bomberos que estaban actuando en el lugar.

Las densas columnas de humo que se vieron desde varios sectores de la ciudad, asustaron a los vecinos quienes hasta entrada la noche (el fuego empezó cerca de las 17) seguían aún cuestionando a los bomberos y, sobre todo, el estado de las mangueras que usaron para combatir el fuego, varias de ellas pinchadas.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo