?>
Argentina

Cristina se subió al camión con un plan canje

Transporte. La Presidenta anunció un programa de subsidios y créditos para la renovación de flotas de transportistas Pyme. En Iveco no quedaron conformes.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner puso ayer al sector del transporte de cargas como ejemplo de crecimiento y firmó con la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (Fedeeac) un plan para la renovación de la flota de camiones que excedan los 30 años de antigüedad. La iniciativa surgió como respuesta a algunas de las demandas que fueron realizadas por los directivos de Iveco al celebrarse, un mes atrás, el 40 aniversario de la firma en Córdoba.

Voceros de esa planta cordobesa, sin embargo, recibieron el anuncio sin mayores festejos. En diálogo con Día a Día, explicaron su preocupación: "Este es un beneficio que es para todos, no sólo para Iveco. Y lo que la Presidenta se había comprometido a impulsar en Córdoba era un beneficio extra para Iveco que permitiese reactivar las ventas".

Subsidios y créditos. El programa busca reemplazar 50 mil vehículos viejos por camiones cero kilómetro. "Deberá ser un camión argentino o del Mercosur, para impulsar a la industria local", aclaró Cristina. El convenio establece que cada transportista Pyme que posea cinco unidades como máximo recibirá un subsidio no reembolsable de entre 25 mil y 35 mil pesos a cambio de la vieja unidad -debe ser de antigüedad mayor a 30 años y estar en funcionamiento al momento de su entrega-, más un crédito del Banco Nación, a cinco años y con tasa subsidiada por el Ministerio de Industria y Turismo.

La tasa para los transportistas del norte del país es del 10,5 por ciento anual, más el dos por ciento subsidiado; mientras que, para el resto del país, será del 12 por ciento, más el dos por ciento subsidiado. En cualquier caso, el monto del crédito a asignar por unidad tendrá un techo de 195 mil pesos.

En Iveco lamentaron lo que sucede en Brasil, donde el Banco de Desenvolvimiento Económico y Social (BNDES) lleva adelante un programa -Finame- con créditos blandos, al 4,5 por ciento anual para bienes de capital, que no incluyen a los camiones argentinos. "Que este anuncio ayuda, ayuda. Pero vamos a seguir teniendo el mismo problema de competitividad. No podemos mandar nuestros camiones a Brasil", lamentaron desde la empresa de origen italiano.

Proyecciones. Desde la automotriz evitaron dar un pronóstico de repercusión: "No tenemos idea de cuánto va a incrementar esto nuestra producción, porque ésta depende, en gran parte, del andar de toda la economía. Todo depende del crecimiento del PBI". En lo que va del año, Iveco lleva producidos unos 1.200 camiones, cifra que sería ampliamente superada en 2010. "El año que viene vamos a andar bastante mejor que en 2009", estimaron.

"Con la renovación de las flotas se va a generar un mayor movimiento", admitieron los voceros, tras asegurar que "un alto porcentaje" de los camiones en actividad tienen más de 30 años de rodaje.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo