Mundo

Chile: ex conscriptos piden indemnización

Hicieron el servicio durante la dictadura y se consideran víctimas.

A veces en las calles les gritan "asesinos". Dicen que fueron obligados a hacer cosas contra su conciencia. Ex soldados de la dictadura de Augusto Pinochet se consideran tan víctimas como aquellos que fueron perseguidos por el régimen, y reclaman el pago de una 'deuda moral' por sus daños sicológicos.

Máximo Núñez, que estaba a punto de cumplir 18 años cuando fue llamado por la dictadura a realizar el servicio militar en la norteña Los Andes, lidera la Coordinadora Nacional de ex Soldados Conscriptos, una agrupación que busca que el Estado indemnice a unos 500 mil reclutas obligados a integrarse al Ejército. "Por el sólo hecho de haber vestido uniforme somos víctimas del Estado, que nos obligó a hacer cosas contra nuestra voluntad", dice Núñez.

La Coordinadora reclama el pago de una jubilación y una compensación por el daño moral sufrido al ser obligados a participar en ejecuciones o sesiones de torturas a detenidos.

El drama de estos ex soldados se vio en julio pasado cuando fue capturado José Adolfo Paredes, quien confesó ser uno de los soldados que disparó contra el cantautor Víctor Jara en setiembre de 1973 y se defendió señalando que "hay que buscar los altos mandos. Yo sólo era un conscripto, no más".

El domingo varios de los ex soldados hicieron una manifestación en el centro de Santiago para sensibilizar sobre su situación.

Edición Impresa
El texto original de este artículo fue publicado el 02/11/2009 en nuestra edición impresa. Ingrese a la edición digital para leerlo igual que en el papel.
Sumate a la conversación
Seguí leyendo