?>
Argentina

Alcohol y marihuana pegan más duro

En el secundario. Además de estas subas, se redujo el consumo de tabaco, se mantuvo estable el de cocaína y bajó levemente el de paco.

El nivel de consumo de marihuana y la ingesta abusiva de alcohol se incrementó en los últimos años entre los estudiantes secundarios de Argentina. Sin embargo, hubo un descenso en el consumo de tabaco (segunda droga más usada) y un estancamiento en el uso de cocaína y pasta base (paco) entre los alumnos.

Los datos, difundidos ayer, surgieron de la quinta Encuesta Nacional a Estudiantes de Enseñanza Media, sobre consumo de sustancias psicoactivas y factores de riesgo y protección asociados, del Sedronar.

Según el estudio del organismo oficial, en los últimos cinco años creció la cantidad de jóvenes que ingiere 5 vasos o más de bebidas alcohólicas en la misma salida.

El 50 por ciento de los estudiantes participantes de la investigación aseguró haber tomado alcohol en los últimos 30 días previos a la encuesta. Si bien ese porcentaje se mantuvo más o menos estable en los últimos 10 años, surge otro dato relevante al medir la magnitud del consumo de alcohol.

De los jóvenes que reconocieron beber, un 63,4 por ciento dijo tomar 5 vasos o más en una misma salida. En 2005, el 49,7 por ciento de los estudiantes de nivel medio que decía beber frecuentemente, declaró consumir 5 vasos o más en una sola salida. En 2007, ese porcentaje creció al 53 por ciento y en 2009, al 60 por ciento.

La bebida involucrada en mayor medida es la cerveza y en segundo lugar, los tragos que combinan con bebidas fuertes. Los jóvenes beben fundamentalmente los fines de semana, en fiestas o boliches.

Inofensivas y no tanto. Respecto de la tendencia en el consumo anual de drogas ilícitas (marihuana, cocaína y pasta base), es claro el aumento en el consumo de marihuana.

Fue subiendo a razón de 2 puntos porcentuales por año y se pasó del 3,5 por ciento en 2001 al 10,4 por ciento de jóvenes que dicen consumir marihuana en 2011.
Un cuarto de los estudiantes consultados por la investigación desconoce los peligros de tomar estimulantes en cualquiera de sus usos. De hecho, la marihuana es la sustancia de uso ilegal sobre la cual los adolescentes tienen menor percepción de riesgo.

En tanto, el consumo de cocaína mantiene una tendencia estable desde 2007: alrededor del 2,5 por ciento de los jóvenes dicen consumir esa sustancia ilícita.

En relación con la pasta base (paco), el índice quedó estabilizado en el 1 por ciento en las dos últimas encuestas.

Positivo. El estudio del Sedronar mostró también una caída en el uso de tabaco: en 2001 el porcentaje era del 24,8 por ciento mientras que en 2011 fue del 18,7 por ciento. Este descenso es más notorio en las mujeres y en todos los grupos etarios, pero es más fuerte en los estudiantes de 17 años.

La percepción que los estudiantes tienen del riesgo de consumir alcohol y tabaco va de leve a moderado, mientras que en el caso de los psicofármacos sin prescripción médica e inhalables va de moderado a alto.

Todos por igual. Si bien son los varones quienes en todas las sustancias y años presentan el mayor consumo, hacia el 2011 se observan leves incrementos en el consumo de las mujeres.

Con respecto a los grupos etarios, a medida que aumenta la edad, el consumo es mayor en marihuana y cocaína, pero no así en el consumo de paco, donde los estudiantes de 15 y 16 años llevan la delantera.

Sin exageraciones. La nueva gestión de la Sedronar, a cargo de Rafael Bielsa, aclaró que la publicación del texto “no busca configurar un escenario apocalíptico ni justificar la magnitud del problema”.

.........................

Encuesta

Se hizo de forma simultánea en todo el país durante la segunda mitad de 2011. Incluyó a 90.450 alumnos.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo